Cómo freir bien los Pimientos de Padrón

 

Cómo freir bien los Pimientos de Padrón

Descubre el Secreto Detrás de los Pimientos de Padrón: Origen, Sabor y Trucos para Evitar el Picante

Imagina un plato que te transporta a los campos soleados de Galicia con cada bocado: los famosos Pimientos de Padrón. Estas pequeñas delicias verdes son una exquisitez en la cocina española, pero también pueden ser una sorpresa para los paladares no preparados. ¿De dónde vienen estos pimientos mágicos y por qué algunos pican más que otros?

Origen de la Magia Verde

Los Pimientos de Padrón, originarios de la región de Padrón en Galicia, España, han conquistado mesas de todo el mundo. Cultivados con esmero y recolectados en el momento perfecto, estos pimientos son suaves en su mayoría, pero ¡cuidado! Uno de cada diez puede tener un toque picante.

¿Cómo Evitar el Picante?

La clave está en cómo se cortan. Al hacerles un pequeño corte en el extremo sin el pedúnculo, puedes reducir la posibilidad de que sean picantes. Además, freírlos a la perfección es esencial. Usa fuego medio-alto, una sartén caliente y aceite generoso para lograr esa textura crujiente sin que se quemen.

El Toque Maestro: Sal Gruesa

Para realzar su sabor único, después de freír, añade una pizca de sal gruesa. Esto no solo potenciará su sabor, sino que también equilibrará cualquier atisbo de picante.
Ahora que sabes los secretos detrás de los Pimientos de Padrón, prepáralos con confianza y disfruta de una experiencia culinaria auténtica. ¡Buen provecho!
5 from 1 vote
Tiempo de preparación 5 minutos
Tiempo de cocción 5 minutos
Tiempo total 10 minutos
Plato Acompañamiento
Cocina Gallega
Raciones 4 personas

Elaboración paso a paso
 

  • Preparamos los ingredientes. En primer lugar preparamos los ingredientes y los disponemos en la encimera para ir utilizándolos a medida que los vamos necesitando
  • Lavamos bien los pimientos de Padrón. Para limpiar los Pimientos de Padrón de tierra y de impurezas los ponemos en un Colador  debajo del grifo y los vamos limpiando bien con los dedos para que no quede nada
  • Los secamos y los pinchamos. Con la ayuda del papel de cocina  lo secamos muy bien para que no queden restos de agua que pueda saltar el aceite.
    ** También con un buen Cuchillo  les vamos a hacer un corte en la donde la punta para evitar que al freirlos exploten y también puede ayudar a reducir el picante en caso de que te toque uno de los que pican.
  • Freimos los pimientos de Padrón. En una sartén  ponemos a calentar un buen chorro de aceite de oliva al fuego máximo (Al 9 de 9 en mi Vitrocerámica ) y cuando el aceite esté caliente, echamos los Pimientos de Padrón.
  • Retiramos y salamos los Pimientos. Cuando los pimientos adquieren ya un color tostado los retiramos del fuego y con la ayuda de una Espumadera  los vamos poniendo un plato que esté recubierto de papel de cocina para ir reduciéndole el aceite.
    Reducido el aceite los colocamos en una Fuente para servir  y le añadimos sal gruesa al gusto y ya los tenemos listos para comer.

Notas

Lo mejor de la cocina es innovar y compartir siempre las recetas. Por ello, si habéis probado la receta espero vuestros comentarios aquí abajo; así como si conocéis más variantes de las diferentes recetas que podamos aprender y compartir.
Cualquier duda o sugerencia que se os ocurra me encantará leeros y contestaros en los comentarios.
Si os ha gustado podéis compartirla y seguirme en TikTok, Youtube, Pinterest e Instragram.

 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
Una publicación compartida por lesrecetines (@lesrecetines)
Keyword Freir, Padron, Pimientos
Tried this recipe?Let us know how it was!

1 comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Valora La Receta